Demostraciones medievales en el Santa Lucía.RM.Chile.

Un grupo aficionado a la Edad Media pasó de disfrazarse para las fiestas costumbristas, a practicar verdaderos duelos con espadas. Los sábados se enfrentan en pleno centro de Santiago

A las 10. a esa hora es la cita todos los sábados, en la Terraza Caupolicán del cerro Santa Lucía, que mira con total visibilidad hacia la Alameda. Ahí se reúne un grupo de santiaguinos, miembros del Centro de Esgrima Medieval y Renacentista de Chile, para ponerse en guardia. Como si estuvieran en la España del siglo XV.

El grupo está compuesto por 60 aficionados a la Edad Media, que en 2006 se constituyeron como una entidad más formal. Lo que querían era seguir investigando más sobre la esgrima medieval y renacentista, no dejar de practicarla y darla a conocer a los demás capitalinos.

Todo comenzó en 2002. Ese año, aficionados se reunían a revivir las costumbres de esa época en el Parque San Borja: se vestían con trajes de la época y hacían juegos de rol.

Eso, hasta que se cansaron de que fuera un juego y entonces sentaron las bases de lo que hoy es el centro medieval. “Nos sentamos a discutir qué queríamos hacer y decidimos enfocarnos en la esgrima renacentista”, señala Arturo Banda, químico de profesión y presidente de la comunidad.

En 2008 sacaron personalidad jurídica, algo que los hizo más visibles para poder interactuar con otras entidades. Ese año, de hecho, se acercaron a la Municipalidad de Santiago, para conseguir un lugar donde practicar el esgrima y gestionar fondos municipales para comprar implementos básicos, como máscaras, espadas, guantes y protecciones.

Y el municipio los apoyó. Les dio permiso para desenfundar sus espadas en la Terraza Caupolicán. Este espacio reunía las condiciones óptimas para practicar la disciplina: era una superficie plana y, además, contaba con un torreón de arquitectura inspirada en la época medieval. A cambio del préstamo del lugar, ellos han realizado presentaciones de sus destrezas, como ocurrió el pasado día del Patrimonio Nacional.

Les ha gustado estar en pleno Cerro Santa Lucía. No sólo porque les ha servido para darse a conocer, sino porque ha sido un espacio para enseñar a cada transeúnte que se anime. Empiezan con una espalda de madera y a medida que transcurren los sábados, pueden pasar a una de poliuretano y, más tarde, de metal. Banda cuenta que los interesados han ido en aumento: “El año pasado eran más de 60 personas las que iban y venían cada sábado, pero regularmente mantenemos unos 40 practicantes cada semana”, cuenta Banda.

Pese a que llevan dos años en las laderas del Cerro Santa Lucía, el grupo de espadachines pretende dejar el torreón y formar una escuela que esté a la altura de las más importantes del mundo. “Este 2011 esperamos consolidarnos y tener nuestro propio gimnasio”, cuenta Banda.

Lo que quieren es difundir más formalmente el esgrima medieval. Para eso cuentan con la colaboración del seis veces campeón nacional de este deporte, Patricio Moreno, y con una amplia biblioteca compuesta por más de 50 copias de códices, libros que guardan las técnicas provenientes de las escuelas italiana, española y alemana. “Son textos que van del siglo XIV al XVII. La ejecución, más allá de la técnica, varía mucho, y por eso la investigación debe ser muy rigurosa”, señala Iván Ravanal, quien lleva más de tres años practicando.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: