Estas de paseo pero te interesa el Arte Moderno,Cómo y dónde comprarlo?

Qué, dónde y cuándo son las interrogantes que muchos se plantean a la hora de adquirir una pintura, un grabado o una escultura. El coleccionismo está entrando lentamente en nuestro país y cada vez son más los interesados en poseer una pieza contemporánea. Aquí, los esenciales para saber cómo invertir en este apasionante mundo sin gastar demasiado.

1. El circuito Vitacura
Actualmente existen en Chile muchos caminos para adquirir piezas de arte contemporáneo, variadas ofertas y alternativas para todos los gustos y presupuestos. La primera opción, y también la más conocida, es acudir a las galerías ubicadas en Vitacura, especialmente en el sector de Alonso de Córdova. Si bien estos espacios se han caracterizado por ofrecer obras de artistas más clásicos y tradicionales –Gonzalo Cienfuegos, Bororo, Pablo Domínguez o Carmen Aldunate– hay algunos que cuentan con opciones más contemporáneas que vale la pena considerar.

Un ejemplo es la galería Patricia Ready. Hace un tiempo inauguró un espacio de exhibición más grande y pensado principalmente para el arte actual. Tal como explica su dueña, se diseñaron salas amplias y con toda la altura necesaria para poder presentar instalaciones de gran formato y propuestas de artes visuales que hasta ese minuto sólo se exponían en museos. Y junto a ello se renovó también la cartera de artistas y se incorporaron jóvenes talentos, como Cristóbal Lehyt, Catalina Prado, Salvador Amenábar, Margarita Dittborn, Cecilia Avendaño y Felipe Cusicanqui.

Otra galería que ha tratado de seguir esa senda es Artespacio. Sus directoras, María Elena Comandari y Rosita Lira, están conscientes de la relevancia del arte contemporáneo y permanentemente están incorporando a nuevos creativos –muchos, recién egresados de la universidad– con el objetivo de revitalizar su plaza de exhibición. Además de la tarea de difusión, también tienen presente la importancia de incentivar al público al coleccionismo y para eso organizan ventas especiales que hagan más fácil la compra de una obra. La más importante es una venta de taller que realizan todos los años durante noviembre y diciembre y que incluye rebajas entre de 10% y 15%. “Así como el arte ha evolucionado y cada vez hay más propuestas vanguardistas, los compradores también lo han hecho. Hoy los jóvenes son muy buenos clientes, especialmente los recién casados y los profesionales que ya trabajan. Están interesados en el arte contemporáneo, saben y se atreven a comprar. Cuando lo hacen, siempre vuelven por una nueva obra. Así empiezan su pequeña colección”, explica Comandari.

La galería Patricia Ready sigue una estrategia de venta parecida y cada cierto tiempo hace ferias especiales, sobre todo para Navidad, en las que ofrece trabajos de artistas emergentes, como Germán Tagle, Ismael Frigerio, Teresa Gacitúa, Ximena Mandiola y Cristián Abelli, hasta con un 40% de descuento. La galería Animal fue una de las primeras que se instalaron con el objetivo de exhibir arte de vanguardia, y hoy es posible encontrar ahí obras de las más diversas disciplinas: fotografías de Patrick Hamilton, trasparencias en cajas de luz de Alfredo Jaar, dibujos de Mónica Bengoa y técnicas mixtas de Carlos Leppe, entre otras. Además, hace tres años creó el proyecto Sala CERO, un lugar destinado a los artistas más nuevos y que pretende ayudar a conformar una escena artística renovada.

Otra opción es la de galería Artium. Definida por su directora, Luz Barros, como “maximalista”, cuenta con una oferta mucho más amplia de obras, pensada para todos los gustos y realidades. Si bien incluye arte contemporáneo, su fuerte se basa en trabajos de disciplinas tradicionales como pintura, grabado, dibujo y todo tipo de obras gráfi – cas, además de escultura. “Nuestro objetivo es acercar el arte a la gente. Por eso hemos desarrollado proyectos en centros comerciales y espacios públicos; hacemos ventas con descuentos especiales que van desde un 25% a un 60% del precio de lista. Hay una gran diversidad de precios, desde 80.000 pesos hasta 60 mil dólares, de artistas como Matilde Pérez, Carmen Aldunate, Omar Gatica, Roberto Matta e internacionales como el húngaro cinético Víctor Vasarely y el venezolano Carlos Cruz-Diez”, explica Barros.

No puede dejar de visitarse la galería Isabel Aninat, que ofrece una buena colección de latinoamericanos, así como A.M.S. Marlborough, que cuenta con un programa de colaboración con el círculo de galerías Marlborough en el mundo –en Estados Unidos, Inglaterra, España y Mónaco–, lo que le ha permitido un constante intercambio de artistas consagrados. También es una excelente opción La Sala, la primera en apostar por el arte joven en Chile y que acaba de renovar completamente su espacio.

2. La escena alternativa
Die Ecke fue uno de los primeros ámbitos que dieron vida al fenómeno del “nuevo galerismo”– cuyo fuerte no son las pinturas o los grabados, sino los objetos instalativos y las puestas en escena que incluyen desde luces de neón hasta videos– y que apostó por buscar nuevos públicos, instalarse en otras comunas y ofrecer una propuesta diferente a la de las galerías más tradicionales. “Nosotros exhibimos trabajos de profesionales entre de 30 y 40 años que cuentan con una carrera consolidada y que viven entre Chile y en el extranjero. Representamos a los futuros Alfredo Jaar, Mario Toral, Carmen Aldunate, jóvenes con talento, que hoy venden sus piezas a precios bajos, desde 250.000 pesos, pero que en unos años más llegarán a valer varios millones”, predice su dueño, Paul Birke. Aquí se pueden encontrar esculturas con dátiles de fieltro de Johanna Unzueta, piezas talladas en carbón de Alejandra Prieto o un bolso-cartera tejido con hule de Catalina Bauer, además de fotografías de Francisca Benítez, dibujos de Rodrigo Canala y volúmenes hechos con azúcar, maicena y gelatina, de Tomás Rivas.

La galería AFA –emplazada en Santiago centro, muy cerca de la Plaza de Armas– fue el primer espacio que se abrió en Chile dedicado 100% a la fotografía. A seis años de su inauguración, ha ido sumando otras disciplinas como instalaciones, objetos de uso electrónico y esculturas “performáticas”. Exhiben y venden trabajos de los fotógrafos Sachiyo Nishimura, Paz Errázuriz, Cristóbal Palma y Martin Parr, además de Alvaro Oyarzún, Joaquín Cociña, Josefina Guilisasti, Matilde Marín e Ignacio Gumucio. “Creo que el chileno necesita que se le explique sobre arte. Es tímido y le da vergüenza preguntar, para no quedar como ignorante. Hay muchos que no se atreven a entrar a las galerías y sienten que son espacios intimidantes y sólo para expertos. No es así y por lo mismo, junto a mi socia, Elodie Fulton, buscamos incentivar al público. Atendemos personalmente, hacemos un tour por el lugar, explicamos por qué elegimos a esos artistas y tratamos de despertar la curiosidad. Sólo así querrán comprar y comenzar una colección”, explica la directora Irene Abujatum. Y en cuanto a los precios de las obras van desde 250.000 pesos hasta los 5 millones.

Como explica el dueño de la galería stuArt, Francisco Stuardo, comprar una obra es un proceso especial que no se hace en cinco minutos. “No hay obligación de llenar una pared con un cuadro porque sí y de manera rápida. Hay que darse el tiempo y tomarlo como un gusto, no comprar arte por arte o para que combine. Hay que ir dos o tres veces a la galería, enamorarse de la obra y convencerse de que es la correcta”. stuArt, situada en Pedro de Valdivia, tiene 7 años de vida y se caracteriza por vender trabajos modernistas, de los años 60 y 70, constructivistas y también piezas más actuales. Se pueden encontrar serigrafías de Eugenio Dittborn por 300.000 pesos, series de Andrés Vio a 300.000 pesos y grabados de Matilde Pérez, obras de Francisco Smythe y posters de Christo & Jeanne Claude a 600.000 pesos.

3. Las ferias
Una opción que gana adeptos son las ferias especializadas. Ch.ACO presentará en septiembre su tercera versión y espera alcanzar las 50 mil visitas. “Ch.ACO ha ayudado a que muchos chilenos pierdan el miedo a mirar arte, a preguntar su precio y también a descubrir que hay alternativas para todos los bolsillos. En las ferias se dan mayor oferta y variedad, porque hay muchos espacios de exhibición que se las juegan con propuestas innovadoras y con ello los asistentes logran hacerse una idea global de lo que está pasando en el escenario artístico”, explica Irene Abujatum, una de las organizadoras.

El Bazar ED, que cada año en noviembre se abre en el Centro Cívico de Vitacura, es otra feria que vale la pena conocer. Galerías consagradas y otras más emergentes dan cuenta de diversas propuestas contemporáneas. En 2010 participaron Galería Barros y Arte Carolina Ortiz con obras de Ignacio Gana y Catalina Abbott, entre otros. También es imperdible ArteBA, en Buenos Aires, la más importante de Latinoamérica. Este año presentará su versión número 20, con la participación de galerías y artistas chilenos.

4. Internet
Las galerías virtuales son otra forma de acercarse al arte. De fácil y rápido acceso, este sistema de compra por Internet permite que los interesados puedan “vitrinear”, informarse y cotizar precios sin la presión de tener que enfrentarse físicamente a un vendedor. El proyecto EnredARTE –formado por los empresarios Gonzalo Pérez-Cotapos, Denise Puffe y Dianella Rossi– es uno de los portales más reconocidos, con el gran plus de ofrecer trabajos a muy buenos precios. Por ejemplo, serigrafías de Andy Warhol a sólo 900.000 pesos y de Roy Lichtenstein a 1.300.000 pesos. También cuentan con una colección de obras de Roberto Matta que va desde los 960.000 pesos y trabajos de artistas emergentes, desde 80.000 pesos.

Otro ejemplo es el espacio Kunst.cl. Creado por Carmen Momberg hace más de un año, surgió como una alternativa al coleccionismo convencional, con venta a través de su sitio web y también en su showroom, donde se pueden ver en vivo las obras. “Yo busco solucionarle la vida a la gente, a los que no tienen tiempo o se complican con los horarios de las galerías. Ofrezco un servicio diferente, que incluye despacho a regiones y el extranjero, servicio de marcos, asesorías, restauraciones y más. El cliente es el jefe”, define. Funciona con un catálogo de 15 artistas con diversidad curatorial en permanente renovación. Entre ellos está José Santos Guerra, con obras disponibles desde 150.000 pesos y Guillermo Núñez, con papeles desde 300.000 pesos. Además, organiza ventas de taller cada mes y en diciembre prepara una venta especial en la que se exponen las obras de todos los artistas con precios rebajados.

Desde hace sólo unos meses la galería Moro –que por mucho tiempo funcionó en la calle Merced– se transformó en un espacio virtual, pero con una estrategia de venta distinta. Su dueño, Juan Pablo Moro, decidió renovar su propuesta y hoy trabaja con 8 artistas –Arturo Duclós, Víctor Castillo, Magdalena Atria, César Gabler, María Eugenia Villaseca, Ingrid Wildi, Juan Castillo y Juan Céspedes–, en proyectos no tradicionales y carreras en el extranjero. Su misión es organizar visitas a los talleres con un grupo acotado de coleccionistas e interesados, mostrarles el trabajo de cada artista y que éstos mismos expliquen sus temáticas. “Opté por ellos porque sé que van a trascender; sus obras tienen contenido. El arte decorativo pasa de moda rápido, el buen arte, como el que yo ofrezco, sigue motivando después de años”. Y a la hora de comprar una pieza, Moro recomienda: “hay que enfrentarse directamente con la obra, no sirve mirarla sólo en una pantalla de computador, porque los colores cambian. Hay que enamorarse en vivo. Luego hay que saber quién es el que está detrás de la creación, conocer su carrera, si es consagrado o no, si ha expuesto afuera, si ha ganado premios o becas, porque esos atributos determinarán el valor de la obra. Y ahí entra la labor del galerista, porque es el encargado de ayudar al interesado a que sepa más sobre el autor, a valorarlo y a elegir”.

5. Los artistas en alza
El Banco Mundial está permanentemente comprando arte latinoamericano como parte de su colección. Entre los chilenos elegidos recientemente están Alvaro Oyarzún, Ana Catalina Vicuña, Catalina Swinburn, Catalina Mena, Consuelo Levine, Ignacio Gumucio, Josefina Guilisasti, Nicolás Rupcich, Sachiyo Nishimura, Sebastián Mahaluf y Teresa Aninat. Una lista que sirve como referente a la hora de comprar una pieza contemporánea. A ellos se pueden sumar otros como César Gabler, Iván y Mario Navarro, Víctor Castillo, Mónica Bengoa, Bruna Truffa, Alejandra Prieto, Alfredo Jaar, Patrick Hamilton, Ignacio Gumucio, Francisca García, Tomás Rivas, Carolina Saquel, Claudia del Fierro y Camilo Yáñez. Muchos cuentan con página web o blog donde se pueden ver sus trabajos y también contactar para ver la alternativa de compra.

6. Remates y talleres
Una fórmula que permite encontrar buenos precios es ir directamente hasta los talleres de los artistas, que cada cierto tiempo hacen ventas abiertas al público. La calle Salvador Donoso, en Bellavista, es un buen dato. Ahí se encuentra una serie de talleres de pintores, escultores, ceramistas, orfebres, grabadores, diseñadores, mueblistas y restauradores que permanentemente invitan a conocer y comprar sus obras. También están los remates y las ventas solidarias. La galería Artespacio ha organizado varias veces subastas en alianza con Un techo para Chile y durante el Bazar ED también se realizan remates cuyas ganancias van a una institución benéfica.

Galerias,direcciones y links.
Galería Artespacio: Alonso de Córdova 2600, piso 1 y 2,
Galería Patricia Ready, Espoz 3125.
Galería Artium, Alonso de Córdova 3102.
Galería Die Ecke, José Manuel Infante 1208.
Galería AFA, Pasaje Phillips 16, depto. 16-A, 2º piso.
Galería Stuart, Pedro de Valdivia 0180.
Galería Isabel Aninat, Espoz 3100.
Galería Florencia Loewenthal, Avarez Condarco 934, Providencia.
Galería A.M.S. Marlborough, Avenida Nueva Costanera 3723.
Galería La Sala, Alonso de Córdova 2700.
Galería Arte Carolina Ortiz, Francisco de Aguirre 4496.
Galería Barros, Nueva Costanera 4010, local 1.
www.kunst.cl
www.galeriaenredarte.cl
www.galeriamoro.cl
www.arteba.com

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: